A Dios y la Muerte

¿Quién puede cubrir su hueco en la vida
creado por la egoísta y transcendental Muerte?
¿Qué Dios ordena una acción tan trágica?
Abuso de poder disfrazado de mala suerte.

Ya el futuro será un constante otoño.
En nuestros recuerdos vivirá tu rostro.
Has desenmascarado a este dirigente loco,
acompañado de secuaces monstruosos.

Sé que nada evita el común desenlace
que siempre se muestra cruel, asfixiante.
Sé que solo tú lo reviertes cuando te conviene.

Te llevas un regalo que no te mereces.
Dudo de que existas, pero sí, eres culpable.
Alguien llena su vacío con nuestros ángeles.

Te llevaste también mis buenas palabras.

Te prefiero a ti

Te prefiero a ti, aunque no me des nada
porque contigo lo tengo todo.

Te prefiero a ti, aunque no llegue el alba
porque contigo pasaré la noche.

Te prefiero a ti pese algún reproche
a veces duros, a veces certeros.

Te prefiero a ti porque me colmas de besos
cuando tú quieres, cuando yo quiero.

Te prefiero a ti callada bajo la manta,
rebosando la casa desde el sofá de la sala.

Te prefiero a ti, cálida, humilde y serena
porque derrites mi hielo, imprescindible y me calmas.

Te prefiero a ti porque te ofrecí mi alma,
mi vida y la luna, por supuesto,
rechazándolo todo por mirarme a los ojos
y ver en ellos, dependientes, tu reflejo.

Te prefiero a ti porque no sé qué decir
y sin embargo te acercas cada vez más a mí.

Te prefiero a ti porque conviertes en primavera
mi melancólico otoño y el invierno no hiela.

Te prefiero a ti porque te veo muy feliz,
llena de posibilidades y te quedas aquí.

Te prefiero a ti, mi amor, siempre a ti.

Tenemos un trato

Tenemos un trato
Te quedas a mi lado
Y yo me deshago

Tenemos un trato
Mi vida es solo un rato
Pegado a tu regazo

Tenemos un trato
Tú llenas mi vaso
Yo camino a tu paso

Tenemos un trato
Limpiamos los trapos
Compramos más platos

Tenemos un trato
Respírame tanto
Como yo contigo hago

Un trato tenemos
Simple, barato
Tú, yo y un contacto eterno

A cerca de mí

Bienvenidos a mi página.

En ella encontraréis mis trabajos literarios. Mediante historias fantásticas y cautivadoras espero llegar como mínimo a entreteneros. La idea es que disfrutéis leyendo lo mismo que yo he gozado escribiendo. Intento huir del aburrimiento por lo que si os cuento algo lo voy a hacer de manera divertida y amena.

Nací en 1973 en San Sebastián, Guipúzcoa. Siempre estuve rodeado de libros sobre ciencia ficción heredados de mi padre. Como cinceles sobre arcilla la cultura musical, cinematográfica y televisiva de los años ochenta y noventa fueron marcando mis gustos, martilleados por la prosa de autores literarios de todos los géneros.

Cuando estaba a punto de entregar el proyecto de fin de carrera tuve que parar, escribir un guion para un cortometraje y continuar después con la preparación de la defensa. A partir de esa revelación nada ni nadie pudo parar la necesidad de contar mis propias historias e intentar mejorar mi técnica.

Esta nueva pasión me introdujo en el mundo de la animación 3D. Por causas laborales me especialicé en la dirección técnica dejando la parte artística en un segundo plano. Numerosos relatos se me amontonaban en la nube hasta que en 2016 decidí descargar los nubarrones.

Actualmente compagino el trabajo como profesor de formación profesional con la escritura. Mi primer libro es el comienzo de una saga denominada «El tesoro de Nita», en la que un mundo oscuro y fascinante es revelado a una niña de 11 años. En mis trabajos se incluyen historias de distintos géneros.

Me gusta el cine, las series, la lectura y la escritura, entre otras cosas. Me vuelven loco las historias con mucho ritmo, trepidantes.

Mi única pretensión es haceros pasar un buen rato.

Todos mis libros los podéis encontrar en Amazon. Desde mediados del 2017 pertenezco a un grupo de escritores independientes de fantasía denominado Circulo de fantasía con el que colaboro en distintas actividades y con los que he publicado varias antologías.

Un abrazo.